El tiempo - Tutiempo.net
Mundo

EEUU no presentará cargos contra policía acusado de asfixiar a un negro en NYC

16 de julio de 2019


La madre de Eric Garner, Gwen Carr, habla en conferencia de prensa, el 16 de julio de 2019 en Nueva York. ©AFP

Nueva York (AFP) - El gobierno estadounidense anunció el martes que no presentará cargos contra el policía acusado de asfixiar al afroestadounidense Eric Garner durante un arresto en Nueva York hace cinco años, un caso que desató protestas en todo el país contra la violencia policial.

"La muerte de Eric Garner fue una tragedia terrible" pero no hay pruebas suficientes para presentar cargos federales de derechos humanos contra ningún oficial", dijo el fiscal federal de Brooklyn, Richard Donoghue, en una conferencia de prensa.

"Sabemos y comprendemos que algunos estarán muy decepcionados por esta decisión, pero es la conclusión derivada de las pruebas y la ley", añadió a pocas horas de que prescriban los presuntos delitos cometidos.

Donoghue explicó que para inculpar al policía Daniel Pantaleo, que es blanco, la fiscalía debería probar que utilizó excesivamente la fuerza y que buscó atentar contra la integridad física de Garner, algo que según él no se pudo demostrar.

Fue el fiscal general de Estados Unidos, William Barr, quien tomó la decisión de no inculpar a Pantaleo.Según varios medios, habría ignorado el consejo del servicio competente, que estimó que había suficientes elementos para inculparlo.

La madre de Garner, Gwen Carr, y el reverendo Al Sharpton, militante de los derechos civiles, dijeron a periodistas que estaban indignados.

"Estamos aquí con una gran tristeza, porque el departamento de Justicia nos ha fallado", dijo Carr."Hace cinco años, mi hijo dijo 'No puedo respirar' 11 veces.Hoy, nosotros somos quienes no podemos respirar, porque nos han defraudado".

"Pantaleo debe ser despedido", dijo Sharpton."Deben actuar de inmediato".

- "¡No puedo respirar!" -

"¡No puedo respirar!¡No puedo respirar!", fueron las últimas palabras de Garner tras su arresto por parte de cinco policías en una calle de Staten Island, en un video filmado por un amigo.

Garner, acusado de vender ilegalmente cigarrillos sueltos, era un padre de 43 años y no estaba armado.Se resistía a ser detenido, y murió unos minutos tras su arresto.En el video, puede verse a Pantaleo, un hombre corpulento que hoy tiene 34 años, apretándole el cuello con su antebrazo, una maniobra prohibida en el cuerpo policial.

Su muerte, calificada de homicidio por el médico forense, dio fuerza al movimiento "Black Lives Matter" (Las vidas negras importan), que denuncia la violencia policial contra negros no armados, y llevó a manifestaciones en todo el país.

Según el forense, la maniobra del policía contribuyó a la muerte de Garner por asfixia, pero su obesidad, alta presión sanguínea y asma fueron un factor contribuyente.

- "Nuestros ojos no mintieron" -

"El mundo entero vio el devastador video hace cinco años, y nuestros ojos no mintieron", dijo tras la decisión de este martes la fiscal general del estado de Nueva York, Letitia James, que fue elegida al cargo y no depende directamente del gobierno federal.

"La inacción de hoy refleja un departamento de Justicia que ha dado la espalda a su misión fundamental, buscar y hacer justicia", aseguró James.

El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, también mostró su descontento y anunció que el organismo independiente que recibe los reclamos contra la policía y los investiga ya no esperará una decisión del gobierno federal para iniciar procedimientos disciplinarios.

"Años atrás, confiamos en que el gobierno federal actuaría.No cometeremos ese error nuevamente", dijo de Blasio.

"Es una injusticia", señaló por su parte la precandidata presidencial demócrata Elizabeth Warren en Twitter."Nadie está seguro en un país con un sistema de justicia penal fracturado".

En diciembre de 2014, cuatro meses después de la muerte de Garner, un gran jurado decidió que el caso no contenía suficientes elementos como para inculpar a Pantaleo, quien fue transferido a trabajos administrativos pero pertenece aún a la policía de Nueva York (NYPD).

En última instancia, quien debe decidir si puede seguir en NYPD es el jefe de la policía de Nueva York, James O'Neill.Pero primero aguarda el veredicto de una jueza administrativa de la policía sobre el caso.

BUSCAR

NEWSLETTER

¡SEGUINOS!