El tiempo - Tutiempo.net
Mundo

La OTAN se defiende de las críticas de "muerte cerebral" de Francia

19 de noviembre de 2019


Jens Stoltenberg comparece ante la prensa tras reunirse en la Casa Blanca con el presidente de EEUU, Donald Trump, el 14 de noviembre de 2019. . ©AFP

Bruselas (AFP) - El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, advirtió este martes que la Unión Europea (UE) no puede remplazar la Alianza, en respuesta a las críticas del presidente francés, Emmanuel Macron, a quien pedirá aclaraciones la próxima semana.

Cuando la Alianza se dispone a celebrar su 70º aniversario con una cumbre de mandatarios en diciembre en Londres, Macron conmocionó a sus aliados al estimar que la OTAN se encuentra en "muerte cerebral" y al abogar por una soberanía europea en materia de defensa.

"Iré a París la próxima semana con la intención de discutir estos temas con el presidente Macron", anunció en rueda de prensa Stoltenberg, calificándolo de la "mejor manera de abordar las diferencias" y "comprender plenamente los mensajes y las motivaciones" del líder francés.

Acostumbrados a las críticas del Estados Unidos de Donald Trump a sus aliados por no gastar, a su juicio, lo suficiente en defensa, los socios de Francia en la OTAN recibieron como un jarro de agua fría las declaraciones de una de sus tres potencias nucleares.

Alemania, en una primera reacción, calificó la declaración de Macrón de "radical", mientras los aliados europeos del Este, fronterizos con Rusia, vieron con horror la entrevista, en la que aboga además por un acercamiento a Moscú.

Fuentes aliadas aseguran que las palabras del presidente francés no son casuales, a semanas de la cumbre en el Reino Unido, pero, aunque critican el tono, reconocen acertado su análisis que, a partir de la situación en Siria, explica los retos de la organización transatlántica.

Turquía, miembro de la OTAN, lanzó una ofensiva en Siria, "zona en la que están en juego nuestros intereses", y "no hay coordinación a en la toma de decisiones estratégicas entre Estados Unidos y sus aliados", asegura Macrón.

- El paraguas transatlántico -

La solución para el líder de Francia, país fundador que se retiró de la estructura militar de la OTAN entre 1966 y 2009, pasa por aclarar sus "finalidades estratégicas", abogando a su vez por que la defensa europea sea "más autónoma en términos de estrategia y capacidad militar".

La UE, 22 de cuyos miembros pertenecen también a la Alianza, "no puede remplazar la OTAN.La seguridad europea reposa en la unidad transatlántica", advirtió Stoltenberg, la víspera de una reunión de cancilleres para preparar la cumbre de diciembre.

En los últimos años, Washington ha urgido a sus aliados europeos a aumentar su gasto militar hasta el 2% del PIB y Trump llegó incluso a poner en cuestión el apoyo mutuo de su país, en virtud del Artículo 5 de la OTAN, a un aliado que no gastara lo suficiente.

Las palabras de Macron parecen haber aplacado las críticas de Estados Unidos."La OTAN es absolutamente esencial (...) Juntos somos más fuertes", aseguró la embajadora estadounidense Kay Bailey Hutchinson, rechazando "firmemente la evaluación" del presidente francés.

Bajo la presión estadounidense, los europeos decidieron impulsar la Europa de la Defensa con la creación de un fondo para el desarrollo de las capacidades militares en los países de la UE, algo que, a juicio de Stoltenberg, no entra en "contradicción" con una OTAN más fuerte.

"Distanciar Europa de Norteamérica debilitaría la OTAN, pero también dividiría Europa.No deberíamos hacer eso", agregó el ex primer ministro noruego la víspera de la reunión de cancilleres, que servirá para declarar el espacio como un "área operativa" de la Alianza.

El espacio es "indispensable para la defensa y la disuasión de la Alianza", explicó.En junio, los ministros de Defensa de la OTAN adoptaron su primera estrategia espacial que busca proteger los satélites de los aliados, importantes en caso de operaciones militares.

BUSCAR

NEWSLETTER

¡SEGUINOS!